¿QUÉ ES ESO DEL AMOR PROPIO?

El amor propio no tiene que ver con el orgullo ni la soberbia; estoy hablando del amor a uno mismo. Es decir, el amor propio en el sentido más estricto de la palabra. Parto de la base de que el amor por mí es la medida del amor, del amor que puedo dar y del amor que puedo recibir.

 

Si el amor por mí es muy pequeño, la medida del amor es muy pequeña, de forma que me cuesta mucho trabajo entregar amor a los demás, y me quejo de que no recibo amor de los otros. Pero no es que los demás no me amen, es que mi capacidad de recepción es muy pequeña. Es decir, estoy intentando vaciar el mar con una cucharilla.

 

EL AMOR PROPIO: LA BASE DEL DESARROLLO DE LOS SERES HUMANOS

Hemos oído mil veces y de todos los colores que lo que soluciona los problemas de los seres humanos es el amor, la energía del amor. Para mí, conviene primero limpiar ese concepto del amor de todos los otros sinónimos que lo distorsionan. El amor no tiene nada que ver con la sexualidad y con las relaciones sexuales. Eso de llamarle “hacer el amor” a la relación sexual me parece una distorsión absoluta de la palabra y del concepto del amor. A veces en el sexo hay amor y otras muchas no lo hay.

 

Para mí, el amor es la puesta en práctica de la decisión libre y voluntariamente tomada, de participar en el desarrollo y crecimiento de otro ser, sin esperar compensación externa. Esa misma definición es la que podría hacer del amor por mí. Es decir, es mi puesta en práctica de la decisión de desarrollarme sin esperar compensaciones externas, de invertir energía y esfuerzo en mi propio crecimiento.

 

¿QUÉ HACE FALTA PARA AMARME?

El requisito fundamental es conocerme. No puedo amar lo que no conozco. Algunas veces a mis pacientes les pregunto “Oye, ¿cuánto amas a la vecina que tengo encima? – Pues nada, como la voy a amar, ¡no la conozco siquiera!”. Efectivamente: ¿cómo voy a amar lo que no conozco?

 

Es decir, el primer requisito para el amor es el conocimiento. Para poder amarme, el requisito fundamental es conocerme, y generalmente somos muy desconocidos de nosotros mismos. Con toda esta metodología que intentamos desarrollar en forma de vídeos, lo que pretendo es que nos conozcamos mejor.

 

¿POR QUÉ ES DIFÍCIL DESARROLLARNOS EN EL AMOR PROPIO?

por-que-es-dificil-desarrollarnos-en-el-amor-propio

Algunas veces les digo a mis pacientes que los seres humanos estamos muy bien hechos, que somos perfectamente imperfectos – es decir somos perfectos y que la imperfección es una de nuestras características claves.

 

Sin embargo, hemos recibido una imagen distorsionada de nosotros mismos. Nos han dicho que deberíamos de ser de una forma que no somos en absoluto. Nos han dicho que somos malos, que somos tontos, que somos culpables, que somos mal intencionados… Homo homini lupus, el hombre es un lobo para el hombre. Todo eso son barbaridades, son distorsiones de la propia realidad y de la naturaleza humana.

 

Los seres humanos somos seres magníficos. El problema es que no nos conocemos, que desgraciadamente, a través de nuestra estructuración social se nos ha ido transmitiendo una imagen distorsionada de nosotros mismos.

 

AMOR PROPIO Y CONSCIENCIA

En nuestra vídeoterapia “Guía hacia el Bienestar”, uno de los principios fundamentales es el conocimiento, la consciencia. Todos nuestros libros y todos nuestros trabajos se llaman “consciencia…”, el conocimiento de mí mismo. Consciencia del Cuerpo, consciencia de las Emociones, consciencia de los Pensamientos. En eso se basa nuestra técnica de psicoterapia, en tomar consciencia, en conocer.

 

Sólo cuando me conozco, y en la medida que me conozco, me amo. Cuanto más me conozco, más posibilidades tengo de amarme. Tengo colgado en una pared de mi despacho un cuadro que representa una viñeta de Carlitos, el de Snoopy, en la que dice: “conocerme es amarme, ¡todo el que me conoce me ama!”. Es un chiste pero realmente no está descaminado. Es decir, el primer objetivo es conocer, y conocerme sin filtros; no a través de la visión que me ha dado la estructuración social, sino conocerme directamente por mi propia percepción.

 

NUESTRAS HERRAMIENTAS PARA CONOCERSE MÁS

En esta psicoterapia utilizamos los “auto-registros” que nos sirven para conocernos a nivel corporal – técnicas de relajación- a nivel emocional – técnicas de observación – y a nivel de los pensamientos a través de los registros de las emociones. Son técnicas que puedes encontrar en nuestras autopsicoterapias “Guía hacia el Bienestar” e “Iniciación al Bienestar”.

 

A medida que nos vamos conociendo, nos vamos dando cuenta de los seres maravillosos que somos, que estamos muy bien hechos, y no es un piropo. Es una afirmación, desde la experiencia más profunda, de la convivencia con muchos seres humanos.

 

He atendido muchos miles de personas en mis consultas, y cada una de las que conozco ratifica y profundiza mi convicción. Somos seres magníficos, somos seres grandes creciendo en macetas pequeñas, y nos pretenden bonsaizar. No nos permitimos desarrollarnos. Nuestros objetivos pasan por aprender a conocernos para poder amarnos. Conocer es un paso al amor.

¿Te ha gustado el artículo?

Deja tu comentario