Sentirse bien es una necesidad del ser humano, cuando nos sentimos bien parece que podemos con todo lo que se nos ponga por delante, y, sin duda, somos mucho más felices. Todos deberíamos conocer a qué se llama estado de bienestar, porque es la mejor manera de alcanzarlo. 

Esta frase de tres palabras merecen reflexión por parte de todos, tanto a nivel individual como social: Estado del  bienestar. Algo que desde mediados del siglo pasado existe como tal y que según nuestra Real Academia de la Lengua Española se define como “Organización del Estado en la que este tiende a procurar una mejor redistribución de la renta y mayores prestaciones sociales para los más desfavorecidos” 

Pero qué es el estado de bienestar desde una perspectiva individual. 

 

Tradicionalmente estamos entrenados a “sufrir”. Nadie nos ha enseñado a gestionar las emociones y los sentimientos en nuestro día a día, en nuestras relaciones laborales, relaciones sociales, relaciones familiares o de pareja. 

Nos hemos conformado, por ejemplo, con el “así es la vida” o “la vida es dura”, cuando desde nuestro interior podemos hacer mucho por disfrutar de una vida mucho más plena, con experiencias más satisfactorias y por ende más felices. 

Nos limitamos a nosotros mismos, enmascaramos emociones y sentimientos con fármacos que nos hagan sentir mejor, cuando podemos mejorar nuestro estado y alcanzar el ansiado bienestar. 

 

Conviene decir adiós a las limitaciones

Con una enseñanza adecuada y el debido entrenamiento podemos mejorar nuestras relaciones a todos los niveles, eliminar conductas y hábitos dañinos para nosotros mismos, aceptarnos, conocernos, querernos y aceptar y querer a los demás. 

Podemos dejar de sufrir ansiedad, miedo, mal humor, obsesiones…, alcanzando más seguridad en nosotros mismos para ser más fuertes ante la vida. 

Debemos desterrar esas creencias que nos limitan y no nos permiten controlar nuestras emociones para interpretar de manera correcta y positiva todo aquello que nos pasa en la vida. 

Con la ayuda especializada que tienes a tu disposición desde La Guía Hacia el Bienestar te proponemos herramientas para que conozcas en profundidad a qué se llama estado de bienestar y cómo puedes hacer para alcanzarlo.

¿Te ha gustado el artículo?

Deja tu comentario